Hoy compartimos con todos vosotros la estilosa boda de Remedios y Joaquín. El vestido confeccionado en otomán fue lo que hizo que la novia tuviese claro qué modelo sería el definitivo. ¿Queréis ver todas las fotos? ¡Veréis en las fotos la simpatía de esta pareja!

¿En qué iglesia se celebró la ceremonia?

Celebramos la misa en la Parroquia Santa María de Guadalupe. Fue donde se casaron mis padres y mis abuelos. Desde pequeña cuando visitaba la iglesia y el monasterio cada verano, deseaba casarme allí y Joaquín no dudo en cumplir mis sueños. Teniendo en cuenta que él es de Teruel, fue un gran esfuerzo por parte de familia y amigos que tuvieron que desplazarse y que agradezco mucho.


¿Dónde te preparaste para el gran momento?

En el parador de Guadalupe, es un precioso edificio situado muy cerca de la iglesia. Tiene unas vistas preciosas a la sierra y al monasterio. Desde la habitación podía ver como iban llegando los invitados a la puerta de la iglesia. Además la habitación donde me arreglé tiene una cama enorme con dosel donde colgamos el vestido, cuanto más lo veía, mas ganas tenia de ponérmelo!

Por la mañana, antes de empezar a arreglarme, vinieron unas amigas y con mi madre desayunamos todas juntas. Me vino muy bien para estar tranquila, porque por la noche no había pegado ojo pensando en que todo saliera bien. Hay gente que prefiere estar sola ese día, pero a mi ver a mis amigas y a mi madre me hacía estar más tranquila.

Después llegó el momento del maquillaje y la peluquería, yo preferí que tanto el peluquero como la maquilladora vinieran a la habitación para arreglarnos a mi madre y a mí. Cuando ya estábamos maquilladas y peinadas, empezaron a llegar familiares y amigas para ayudarme a ponerme el vestido. Fueron momentos muy bonitos y emocionantes.

¿Cómo te sentiste cuando te viste con el vestido el día de la boda?

Me sentía muy feliz! Iba a casarme con un hombre maravilloso y estaba deseando que me viera vestida de novia.

El vestido me encantaba, creo que encajaba perfectamente conmigo, era justo lo que quería un vestido de corte princesa con un toque juvenil. Siempre se dice que cuando encuentras tu vestido de novia y te lo pruebas de repente sabes que es ese. Yo nunca había creído en ello, pero cuando me lo puse sentí que era mi vestido.

 

¿Cómo y dónde encontraste tu vestido Rosa Clara?

Lo encontré en la tienda Velázquez 51. Me atendió Olga y enseguida supo lo que buscaba. Quería un vestido de corte princesa, sin que fuera muy recargado ni serio, además quería que fuera juvenil y que tuviera algo especial.

Olga me sugirió el modelo Cabriolet, ya no tenían la muestra en la tienda para que me lo pudiera probar, pero hizo una reconstrucción con otros vestidos de tal forma que pudiéramos imaginarnos como quedaría. El modelo Cabriolet tenía todo lo que buscaba, un tejido especial, una espalda preciosa, corte princesa, todos los ingredientes que había buscado para mi vestido estaban juntos en ese modelo.

¿Qué es lo que te hizo decidirte por este modelo? ¿Era el vestido que siempre te habías imaginado?

Era mejor que el vestido que me había imaginado. Lo que me hizo decantarme por este modelo fue sin duda el tejido en otomán, quedé prendada de él desde el día en que lo vi. Además los lazos en la espalda me encantaron. Le daban al vestido ese aire juvenil y especial que buscaba y que a su vez contrastaba con la parte delantera más seria, acorde para una ceremonia en un monasterio.

¿Tu vestido tiene alguna modificación o preferiste lucir el vestido original de Rosa Clara?

Yo siempre había soñado con un vestido de novia con mangas pero el modelo Cabriolet no las tenía. No hubo problema porque pudimos modificarlo, añadimos unas mangas de tul con puño en otomán y un pequeño botoncinto.

Como toque final le añadimos un cinturón de pedrería. El detalle de trocitos de cinturón en los lazos de la espalda era el toque especial y distinto que estaba buscando en mí vestido de princesa.

¿Qué estilo de velo utilizaste? ¿De dónde era?

Estuve a punto de elegir un velo corto, me lo probé y me encantó. Finalmente, al tratarse de una ceremonia en un monasterio decidimos que un velo largo era lo más adecuado. Nos decantamos por un velo de bies de organza de Rosa Clará que dejaba a la vista la espalda tan preciosa que tenía el vestido.

 

¿Qué flores tenía el ramo? ¿A quién se lo regalaste?

Cuando pensaba en el ramo quería que fuera silvestre,  como si fueran flores recién cogidas del campo. Los dos somos de zonas rurales y quería que eso estuviera presente en la boda. Lo encargué a la floristería del pueblo y supieron hacer exactamente lo que quería. Cuando lo vi me pareció mucho más bonito que las fotos que les había enseñado como referencia.

La flores que llevaba eran astilbe, peonias, rosas, lavanda, eucalipto y como actor principal el trigo.  Los padres de Joaquín me lo regalaron de la última cosecha que sembraron. Lo usamos además como decoración de la boda.

La entrega de ramos fue muy especial. Mi ramo se lo di a mi tío para que lo pusiera en la tumba de mi abuela. Murió hace un unos años y la eché mucho de menos en la boda. Era muy presumida y me la imaginaba allí, con sus labios pintados y organizándolo todo. A parte encargué tres ramos para regalar. Dos de ellos a dos amigas que estoy deseando que se casen y aún no se han animado a dar el paso y el tercero a un amigo. El momento de repartirlos fue muy divertido, nadie sabía a quien se los iba a dar y cuando di el último a mi amigo Jose fue muy gracioso, nadie esperaba que se lo diera a un chico. Sin duda se lo merecía, lleva años diciéndonos que se va a casar y nos tiene a todos en ascuas esperando el momento.

¿Dónde se celebró el banquete? 

El banquete se celebró en las bodegas Ruiz Torres y del catering se encargó Catering San Jorge. Desde el principio nos ayudaron en todo, con la decoración, la música, a encontrar el coche que queríamos… Además el día de la boda estuvieron muy pendientes de que todo saliera a la perfección y de que nosotros estuviéramos tranquilos y disfrutáramos de nuestro día.

Las bodegas tenían muchísimas posibilidades. Al ser una boda a finales de septiembre era muy probable que lloviera y las bodegas nos daban el plan B que necesitábamos. Una semana antes de la boda, ponía que iba a llover a mares, pero finalmente hizo un fin de semana espectacular. Pudimos disfrutar del atardecer tan bonito que ofrecen las bodegas mientras que nos relajábamos con los invitados después de comer.

 

¿Algún momento especial o divertido que recuerdes?

Un momento muy especial fue cuando regalé unas galletas con una cigüeña a las amigas que habían venido embarazadas a la boda. Mi mejor amiga Carol llevaba tiempo queriendo ser mamá. Aunque aun no lo sabía decidí comprar una galleta también para ella, al fin y al cabo me había tirado toda la vida diciéndole que vendría embarazada a mi boda.  Pues así fue, vino embarazada a la boda!

También me reí mucho cuando mis amigos nos regalaron el juego de quien es quien hecho por ellos. Todos se hicieron selfies graciosísimas disfrazados. Me pareció una idea súper original para regalar en una boda.

¿Algún consejo para las futuras novias?

Que disfruten mucho del día. Que lo aprovechen, que no tengan prisa y que vivan cada momento. Cuando desayunen, al arreglarse, con los invitados. Para mi ellos son sin duda los verdaderos protagonistas. Fui muy feliz compartiendo con nuestras familias y amigos cada instante. Ver a todos juntos era muy especial. Todo el mundo que estaba allí había venido porque nos quería, todos habían hecho un esfuerzo por compartir con nosotros ese momento tan especial. Sin duda les quiero dar las gracias a todos. Estoy orgullosa de haberlo podido disfrutar tan intensamente. Prometí que no me iría a la cama hasta que no se fuera el último invitado y así fue. Nos fuimos al hotel a las 6 de la mañana.

¿Quién os hizo el reportaje fotográfico?

Del reportaje fotográfico y el vídeo se encargó Kiwo. Siempre les sigo en su blog y soy fan de todos sus videos. Cuando preparaba la boda y cogía ideas de bodas que colgaban en sus perfiles de las redes sociales, me ilusionaba pensando en si colgarían alguna foto de la mía, cuando la vi no me lo podía creer!

Son muy profesionales, detallistas y siempre están pendientes de todo. Se portaron muy bien con nosotros, nos dieron consejos el día anterior a la boda y durante la boda nos dieron la intimidad que necesitábamos.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

21134_6_PASTORA
10 tips para la búsqueda de vestido
15 September 2017
_MG_3400
Claudia Albons para Rosa Clará
30 March 2017
Orig_013CJSept15_2696 copia
La boda de Cristina y Juan en Toledo
19 January 2017
_5510668 copia
Inauguración Rosa Clará Alicante
16 November 2016
02
Yuliya & Yama, una boda en Miami
08 September 2016
_MG_6079
Una perfecta novia Rosa Clará: la boda de Sara y Diego
07 July 2016
_MG_9321
Coohuco con look de invitada Rosa Clará
17 May 2016
weareorigami_donna&sergio_wedding_lr-377
Donna & Sergio, una boda de ensueño
10 May 2016
Cora&Pablo0287
Cora & Pablo, su amor era cosa del destino.
19 April 2016

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *